In Cuentos, Familia, Venezuela

El Cuento de “El Gallo Kiriko y las bodas del Tío Perico”

kiriko

Es un placer para mí presentarles este cuento original de ANTONIO RODRÍGUEZ ALMODOVAR y versionado por mis queridas y eternas tías de mis hijos Luceida y Yaraí. Este cuento lo escuché por primera vez cuando nació mi primer hijo, Eduardo Andrés, sentía una fascinación especial por él, hacía que se lo repitieran una y dos y mil veces y todas las veces se reía a carcajadas, luego nació mi segundo hijo y también le encantaba así que continuó la tradición, entonces eran los dos que reían cuando sus tías hacían las voces del Gallo Kiriko y los otros personajes. El gusto por este singular cuento fue pasando a las generaciones siguientes y se llevó a las tablas. ¡Sí! El Gallo Kiriko fue transformado por este par de tías, ya convertidas en mamás, en una hermosa obra de titeres. El Gallo Kiriko fue presentado en muchas reuniones familiares, escolares y hasta se presentó en USA, haciendo su exitoso Crossover. Para mí es un privilegio incluirlo en este Blog que recopila todos esos momentos maravillosos que no pueden quedar sin ser homenajeados. He aquí mi homenaje a todas esas risas y carcajadas infantiles que llenaban mi casa de alegría, gracias Tía Luce y Tía Yara por esos pequeños pero inolvidables detalles:

Sin más preámbulo, con ustedes:

 

El Gallo Kiriko

Un gallo muy engreído de buen plumaje y buen pico, caminaba presumido. Era el Gallito Kiriko.

Al cruzar el caminito, encontrose a Gusanito:

* ¿A dónde vas Gallo Kirico?

* Voy a la boda del Tío Perico.

* ¿Puedo ir yo contigo? Si dices que sí, te sigo.

* Desiste de tal empeño… No corras, eres pequeño.

* ¡Wuaaaa, wuaaaa! (llanto malcriado)

* Mira, para que no sigas, te llevo yo en mi barriga…

Y aquel gallo tan altivo, lo tragó de aperitivo.

* ¡Ay ay ay ay! (gritos del gusanito)

* ¡Jajajajajaja! (risa de satisfacción)

gusanito

Caminando muy contento y luciendo su pechuga, vio una huerta y al momento, le preguntó una lechuga:

* ¿A dónde vas Gallo Kiriko?

* Voy a la boda del Tío Perico

* ¿Y cerca del caminito, no habrás visto a Gusanito?

* Con él mi tiempo no pierdo. Si lo he visto, no me acuerdo.

* Me comió este gallo feo, como si fuera un fideo, para llevarme Kiriko a la boda del Tío Perico

* ¿Aaahhh sí? Pues toma bandido, por comerte a Gusanito.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo)

Y la Lechuga con prisa, le dio una buena paliza.

Huyó el gallo mal parado, y al poco, en un verde prado, encontrose a Doña Cabra, y él, le dijo estas palabras:

* Doña Cabra, un gran favor quisiera que usted me hiciera: la Lechuga me pegó, y ojalá usted la comiera.

* ¿Cuándo sucedió eso Kiriko?

* Cuando iba a la boda del Tío Perico

* Antes contesta amiguito, ¿no habrás visto a Gusanito?

* Con él mi tiempo no pierdo. Si lo he visto, no me acuerdo.

* Me comió este gallo feo, como si fuera un fideo, para llevarme Kiriko a la boda del Tío Perico.

* ¿Aaahhh si? Pues toma bandido, por comerte a Gusanito.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo)

Y lo envistió con sus astas, y el gallo gritaba: BASTAAAAAA

Corre Kiriko espantado, cuando un palo se ha encontrado.

* Buen Palo, pega a la Cabra que me envistió, y se negó a comer la Lechuga, que tan mal me había tratado.

* ¿Cuándo sucedió eso Kiriko?

* Cuando iba a la boda del Tío Perico

* Antes contesta amiguito, ¿no habrás visto a Gusanito?

* Con él mi tiempo no pierdo. Si lo he visto, no me acuerdo.

* Me comió este gallo feo, como si fuera un fideo, para llevarme Kiriko a la boda del Tío Perico

* ¿Aaahhh si? Pues toma bandido, por comerte a Gusanito.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo).

Del Palo Kiriko huyendo encuentra un gran bosque que está ardiendo.

* Señor Fuego, quema al Palo, que a la Cabra no tundió, por no comer la Lechuga, que tantos golpes me dio.

* ¿Cuándo sucedió eso Kiriko?

* Cuando iba a la boda del Tío Perico.

* Antes contesta amiguito, ¿no habrás visto a Gusanito?

* Con él mi tiempo no pierdo. Si lo he visto, no me acuerdo.

* Me comió este gallo feo, como si fuera un fideo, para llevarme Kiriko a la boda del Tío Perico

* ¿Aaahhh si? Pues toma bandido, por comerte a Gusanito.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo)

Chamuscado echa a correr, cuando comienza a llover.

* Doña Lluvia, apaga al Fuego, porque al Palo no quemó, que a la Cabra no tundió, por no comer la Lechuga, que tantos golpes me dio.

* ¿Cuándo sucedió Kiriko?

* Cuando iba a la boda del Tío Perico.

* Antes contesta amiguito, ¿no habrás visto a Gusanito?

* Con él mi tiempo no pierdo. Si lo he visto, no me acuerdo.

* Me comió este gallo feo, como si fuera un fideo, para llevarme Kiriko a la boda del Tío Perico

* ¿Aaahhh si? Pues toma bandido, por comerte a Gusanito.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo)

Calado y medio quemado, llega maltrecho Kiriko, a la boda del Tío Perico. Sin decir “hola” ni “adiós” lo agarra la Chacha Antonia, lo mata sin ceremonia y lo pone en el arroz.

* ¡Ay ay ay ay ay! (gritos del Gallo)

* Un momento narrador. ¿Qué le pasó a Gusanito?

* No teman, pues yo salí, e invitado estoy aquí, comiendo este arroz tan rico en la boda del Tío Perico.

FIN

el gallito

 

Espero lo hayan disfrutado tanto como nuestros hijos, gracias a su autor, Antonio Rodríguez Almodovar por su creación. Gracias Tía Luce por haberlo transcrito para este blog y por las un millón de veces que te tocó representarlo para el deleite de nuestros niños, te amamos.

Dedico este post a la hermosa presencia de las tías en nuestras vidas. A esas amigas, complices, tutoras y guías que la vida nos da y cuyo amor y vivencias perduran para siempre.

Share Tweet Pin It +1
Previous PostCumpleaños Feliz, Cumpleaños Nube de Agua...1 Año
Next PostReceta de Papitas de Leche (Cocina Venezolana)

2 Comments

  1. Yarai Alvarez
    7 months ago

    Jajajaja. Recordar es vivir. Un beso para todos. Y gracias por traer a nuetros presente tan hermosos recuerdos.

    Reply
    1. Hildamar Camejo
      7 months ago

      Gracias a ti mi querida Yarucha por compartir tantos momentos junto a nosotros!

      Reply

Leave a Reply