In Caballo Viejo, Familia, Tradiciones

La Nochebuena del 2017 en Caballo Viejo

nochebuena

Como lo prometido es deuda aquí les va un pequeño resumen de la Nochebuena en Caballo Viejo.

Antes de empezar a contarles como estuvo la noche de Nochebuena, debo empezar por los trascámaras o trasbastidores, no hay obra sin actores, técnicos y luminitos. La parte de iluminación navideña es de la autoría total de mis tres Eduardos, mis hijos y mi esposo, para los que no me conocen. Todos estos arreglos exteriores se hicieron unos cuantos días previos a la Navidad pero no quería dejar de agradecerles que me cumplieran el deseo de ambientar el sitio donde íbamos a cenar, para ellos, muchas gracias. Estas navidades estuvimos como siempre rodeados de muchos afectos, en su gran mayoría Venezolanos pero también tuvimos el gusto de compartir con amistades de aquí, amigos por muchos años de mis hijos y también estuvo con nosotros Katie, la novia de mi hijo menor. Gracias a todos ellos por poner su granito de arena en el ambiente jovial de nuestra celebración.

Ahora sí les cuento con más detalle lo que hicimos en todo el día. La noche previa al día 24, llegó nuestra querida Popo y su comitiva, Poelly es la encargada vitalicia de la “Ensalada de gallina”, así que al llegar adelantamos algunos pasos de la ensalada para no empezar desde cero al día siguiente. En la mañana muy tempranito, me levanté a cocinar la parte de la cena que estaba bajo mi responsabilidad, el “Asado negro”, muy tradicional de nuestra mesa venezolana y el “Pernil horneado”, también parte de nuestra mesa, pero un poco más común en otras culturas de origen latino. Arrancó la cocinata, ya estaban los “tres muchachos” cocinándose, así se le llama en Venezuela al corte de carne que usamos para hacer el “Asado Negro”, el pernil estaba en el horno y me tocó ceder la cocina a Popo con su flamante ensalada de gallina, lo mío necesitaba muchas horas de cocción y ella tenía que empezar a pelar y trocear unos cuantos kilos de papas, zanahorias y otros ingredientes, así que manos a la obra, a las 8:00 de la mañana del día 24, la pequeña cocina de Caballo Viejo, parecía una tetera de cuentos, echando vapor por todos lados.

Esperábamos viajeros, nuestros amigos, “Los Tovar”, dos hermanos y sus respectivas familias que, por cosas del destino, el mayor es amigo desde la infancia de mi esposo y el menor es mi amigo también desde que éramos muy pequeños. Ellos anunciaron como acostumbramos los venezolanos, “ya vamos en camino”, así que había que apurarse para recibirlos un poco ya más avanzados, pero todavía quedaban un mundo de cosas por hacer, los niños fueron despachados a la casa de Yara, nuestra querida Yara, para los que la conocen y para los que no, ella es una hermana, tía, prima, comadre, etc. para nosotros, bueno, ella nos hizo de niñera.

¡Llegó Anyina! Anyi, su nombre original, que ha sido transformado de todas las maneras posibles en una gama de sobrenombres, afectivos todos, bueno ella llegó con su cargamento de “ponquecitos” como se dice en Venezuela, de chocolate y de mantequilla de maní, muy ricos, y es que esa es la especialidad de la gordita, la pastelería.

Cercano al mediodía llegaron “Los Tovar” ¡qué alegría! recordaba aquellos buenos momentos de niña cuando veía llegar los carros de mis tíos a la casa de mi mamá. Unos minutos más tarde al entrar a la cocina pude disfrutar un cuadro aún mejor, estaba todo el mujerero en mi pequeña cocina picando y ayudando a Popo con la ensalada, que ambiente tan rico, tan familiar. La nostalgia es una de mis compañeras en esta época del año, pero gracias a ella que me trae tantos recuerdos, es que puedo copiar al detalle algunas tradiciones de mi familia. Bueno, les sigo contando, Gochy, el hermano menor de los Tovar, dio mil viajes al carro bajando todo el festín que habían traído, llegaron cargados de Pavo, dulces, hallacas, pan de jamón, utensilios, en fin, prácticamente trajeron la fiesta en sus carros. Todo les quedó riquísimo, las hallacas de la Sra. Elena, la suegra de Gochy, quedaron excelentes, los postres de Yaya, como cariñosamente le llamamos, son espectaculares, ella es “pastelera” y de las mejores. Grecia, esposa de Gochy e hija por supuesto de la señora Elena, llegó invadiendolo todo con su alegría y su risa contagiosa, gracias por todo lo que hicieron para que esta navidad sea inolvidable.

Más atrás, llegó David. el mayor de los Tovar, Mariam y Gaby, sus dos hermosas mujeres, esposa e hija, respectivamente. También vinieron cargados, ellos trajeron un cargamento de ceviche, que además Mariam lo prepara delicioso, de pescado y de camarones, Mariam también nos trajo a Santa, David fue seleccionado para ser su representante en la tierra para el año 2017 ¡que honor! jojojojo.

Mientras tanto seguíamos en la faena de acomodar, mesas, sillas, limpia aquí y limpia allá…

En casa de Yara, se estaban preparando los “Panes de jamón”, uno de los ingredientes secretos que no faltan en la receta de nuestra Navidad Venezolana, gracias al trabajo y al cariño que Freddy le pone a cada uno. De verdad, muchas gracias por traernos a la mesa esa parte tan importante y autóctona de nuestra Navidad. Ahora en la casa de Yara estaba solo una parte de la muchachera, porque entonces con la llegada de los hermanos Tovar, en Caballo Viejo estaban Camilo, Andrea, Gaby y mis no tan muchachos ya, Wando y Efrén.

Ya casi casi estaba la ensalada, Popo terminó de aderezarla y luego tocaba, rebanar el “Asado Negro” y también el pernil. Eran casi las tres de la tarde, la gente estaba citada para las 8:00, faltaba también un “Pie de parchita” que apenas estaba empezandolo a hacer a esa hora.

Bueno, ya la gente tomó turnos en el baño para empezar a arreglarse, éramos muchos y había que hacerlo desde temprano, también es costumbre para nosotros los venezolanos, emperifollarnos, hacernos peinados, pintarnos las uñas, pintarnos el cabello, todo a última hora, jajajaja. Ya cada quien iba alistándose y a las 7:30 de la noche estábamos a la espera de los invitados, Yara se nos unió con el resto de la muchachera: Blanca, Pao, Luigi, Valentina y Luis Mariano, y llegaron los panes de jamón calientitos,  la familia Rodriguez Mora, fue la primera en llegar, venían cargados de tequeños y enrollado de pollo, que por cierto les queda muy sabroso, y así se fueron uniendo, los Molina con los quesillos de Erika muy bien cotizados en nuestras reuniones, Mayerlim, la hermana de Mariam y su familia, José Angel y familia, Gustavo, Brice, Nick, Mikyle y Katie.

El ambiente fue muy familiar, Mayerlim nos deleitó con su danza y puso a bailar a nuestros niños con una coreografía que nos preparó, trajeados ella y su esposo como dos elfos. Más tarde un momento de reflexión de los niños, cada uno habló sobre Venezuela e hizo sus peticiones a Santa por el bienestar de nuestro pueblo.

Y el momento cumbre de la Nochebuena, la llegada de Santa (David) y sus Elfos ( Mariam, Mayerlim y Aldrin), todavía se me pone la piel de gallina al recordalo, fue muy emotivo, nada como la alegría y la sonrisa de un niño. Gracias a todos los que aportaron su granito de arena para este día. Cada familia y cada uno de los presentes aporto e hizo su mejor esfuerzo para recrearle a nuestros niños esas tradiciones venezolanas que tanto añoramos desde la distancia.

recetas de nochebuena

Fue un honor recibirlos y tenerlos aquí en Caballo Viejo y este recuento de nuestra Nochebuena, pretende darle a conocer a las personas de otras nacionalidades, como sentimos la Navidad nosotros los venezolanos, no importa cual sea nuestra condición social o económica, todos hacemos el mayor esfuerzo posible para celebrar esta fecha y quedamos embriagados de felicidad al ver a nuestras familias reunidas disfrutando, riendo, bailando, tomando y a nuestros niños felices, rendidos de tanto jugar, correr y reír… ya dormidos, con una sonrisa en su cara que vale todo el oro del mundo.

Dios los bendiga a todos y que la magia de la navidad perdure para siempre en cada uno de sus hogares, que pronto veamos florecer nuestra Venezuela  y que la felicidad sea su bandera.

 

Share Tweet Pin It +1
Previous Post¡Dios mío! ¿Quién rompió mi vestido?
Next PostDespedimos el año 2017... ¡Feliz Año Nuevo 2018!

8 Comments

  1. Siolly Rios
    11 months ago

    Cariño mío los acompañe en espiritu!!! Las navidades en tu hogar siempre han sido de las más hermosas y mágicas. Muchas gracias a ti, a los Eduardos y a todos los demás ayudantes por proporcionarles a tantas familias un bello recuerdo de nuestro país y a tantos niños la oportunidad de creer en algo que no pueden ver, pero que definitivamente, se siente en el ambiente, la alegría que trae el espíritu de la Navidad!!! Los quiero mucho. Gracias, Gracias, Gracias ❤❤❤

    Reply
    1. Hildamar Camejo
      11 months ago

      Siolucha querida, por supuesto como cada Navidad que no han podido estar, los extranamos, pero pienso igual, tu espiritu esta ahi con nosotros y tambien pensamos mucho en Tammer y Ramzi. Gracias, gracias y mil veces gracias a ti por ser tan especial y por todo lo hermoso que aportas a los que estamos a tu alrededor… TQM

      Reply
  2. Yarai Alvarez
    11 months ago

    Lo disfrutamos en grande como cada Navidad. Gracias a ustedes por todas las atenciones. Los queremos muchisimo

    Reply
    1. Hildamar Camejo
      11 months ago

      Gracias Yarucha, cada Navidad nos reune y nos unifica aun mas, somos una gran y feliz familia, Gracias a Dios por eso y por permitirnos vivir y disfrutar tantos y tan buenos momentos!

      Reply
  3. Jesualin
    11 months ago

    Cariño sincero, hermosos afectos, nostalgia, buenos recuerdos y mucho, mucho agradecimiento en una noche tan especial para todos, gracias por invitarnos, esperámos acompañarlos el próximo año y Ser parte de ese sentido y especial reencuentro familiar!

    Reply
    1. Hildamar Camejo
      11 months ago

      Amiguita, gracias por tus comentarios, sera un gusto tenerlos, lamentamos mucho que no pudieron estar pero lo recuperamos con creces el 31! Un abrazo grande y gracias por la agenda, ya me ha servido muchisimo! Carinos…

      Reply
  4. isidastamatti@gmail.com
    11 months ago

    Que lindo me Amore sentir que difrutadte en grande las navidades 2017, lo senti en cada uno de tus comentarios. la alegria se te sale sola ,tqm. una cosa si es pura verdad se pasa muy bien en Caballo Viejo , Un abrazote ?❤️?

    Reply
    1. Hildamar Camejo
      11 months ago

      Amore mio, para que decirte lo contrario, para mi la Navidad es una epoca muy hermosa, desde que tengo uso de razon la disfruto, no importa lo mucho o lo poco, yo ese dia elijo ser demasiado feliz! Te quiero mucho y me hubiese encantado que estuvieran tambien… Gracias por tus comentarios y por el carino que le tienes a este blog.

      Reply

Leave a Reply